LE CASSOULET. LA FABADA FRANCESA.

LE CASSOULET. LA FABADA FRANCESA.



La foto corresponde al producto envasado que vende Lidl en su línea gourmet. Así no hay que viajar para probar el plato.

Hay que dejar claro desde el principio que "cassoulet" es una palabra que denomina al recipiente en el que se sirve el plato y no hace ninguna referencia al contenido. La palabra debe pronunciarse en español como "casulé" y curiosamente es masculina, significando "cazuela".

Cassoulets las tenemos de todos los tipos y precios. Las hay por menos de dos euros la lata pero lo de dentro no emociona. Por cinco o seis euros ya nos encontramos ante un plato contundente y con sustancia. El sabor no tiene nada que ver con la fabada asturiana aunque lo parezca a primera vista, ya que en Asturias se utilizan embutidos ahumados y en la cassoulet lo que da el toque chulo es la presencia del pato confitado. Curiosamente se suele presentar con cierto churruscamiento por la parte superior, cosa que no le aporta nada.

No debemos cometer el error de calentar el producto en el microondas; lo mejor es hacerlo al baño maría, aunque sea más engorrosa la maniobra. Otra posibilidad es usar una sarten ancha en cocinas de inducción o vitrocerámica y que todo se vaya deshaciendo a fuego lento, ya que viene bastante apelmazado. En el microondas los huesos del pato explotan y todo queda desgraciado. Tampoco va mal del todo el horno pero a baja temperatura.

Supongo que el plato tendrá sus fans y yo lo como de vez en cuando, por variar, pero no tiene nada que hacer delante de una fabada en condiciones. No obstante, conviene tener siempre cassoulet de emergencia en la despensa, porque resuelve una comida para dos con facilidad.
Share This

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...